En la primera jornada tras el anuncio de los nuevos créditos hipotecarios para la construcción de viviendas el sitio web de la Anses tuvo récord de visitas. En 24 horas 5002.000 personas consultaron sobre la iniciativa y se otorgaron 75.000 turnos. En tanto las ciudades con mayores consultas y turnos fueron Rosario, Córdoba y Mendoza.

 El titular de la Anses, Diego Bossio, aseguró que “existió una demanda increíble” para acceder al programa de créditos para viviendas anunciado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

 

 

El funcionario detalló que, en el día de ayer, “hubo 500 mil visitas buscando información desde todo el país, 300 mil registrados en el sistema, y 75 mil turnos sacados por familias con terreno que serán atendidas en sucursales del Banco Hipotecario”.

 

 

Entrevistado por el programa 6, 7 y 8, Bossio abundó sobre la nueva línea de créditos: “Hay una demanda, hay una necesidad, y la presidenta anunció este programa que efectivamente pretendemos que tenga un impacto en la economía”.

 

 

El objetivo es “que el crédito sea accesible”, precisó. “La palabra construir es clave, porque lo que pretendemos es que en la Argentina haya más vivienda y que los argentinos puedan construirlas”, indicó, al tiempo que remarcó que una de las virtudes del plan es el de la construcción “para no generar una burbuja inmobiliaria”.

 

 

En ese sentido, Bossio indicó que “la gran apuesta del sistema jubilatorio argentino es que haya empleo, porque si hay empleo, hay aportes, hay contribuciones, y de esta manera hay ingresos y hace más sostenible el sistema de seguridad social”.

 

En cuanto al ranking de las ciudades que pidieron más turnos, Rosario resultó primera con 4167, seguido por Córdoba con 4060 y completa el podio Mendoza con 3776. En La Plata se entregaron 2915 turnos y en Capital Federal 2578.

 

 

El plan “Pro.Cre.Ar Bicentenario” busca otorgar unos 100.000 créditos que beneficiarán aproximadamente a unas 400.000 personas.

 

 

Con un ingreso familiar mínimo de $ 1.872 podrán acceder a un préstamo de $ 200.000 (es decir un poco más de 30 mil dólares) y pagar una cuota de $ 749 pesos. El costo financiero total es del 2%, uno de los más bajos de plaza, y con la ventaja de comenzar a pagar el préstamo recién cuando se tenga terminada su vivienda.