En el inicio de esta semana volvieron a surgir reclamos desde algunos barrios de nuestra ciudad, como por ejemplo, desde Bo. Victorio Sodero por el arreglo de las calles en el interior del mismo sobre todo en las esquinas donde quedan marcados importantes badenes que cuando llueve, acumulan mucha agua y tienen que pasar muchos días para secarse con el inconveniente que genera para el paso de vehículos y transeúntes.

El otro caso puntual es el de Barrio Santa María por el alumbrado público ya que en esta época del año con muchas horas de noche los vecinos plantean inseguridad sobre todo para niños que asisten a las escuelas y adultos que tienen que transitar por esas horas para dirigirse a sus tareas habituales.