En la mañana de ayer, se produjo el arribo al taller, de un grupo de alumnos, provenientes de la localidad de Suardi.

Los mismos pertenecen al Taller Protegido, Manto Blanco y vinieron acompañados de docentes y profesionales que se sumaron a la actividad.

El principal objetivo fue la interacción y participación, buscando intercambiar realidades que se pueden ir volcando a la Institución.

La actividad finalizó, con un almuerzo agasajo, donde los visitantes, se llevaron frutillas y dulces realizados por los anfitriones para que tengan de recuerdo.