El pasado jueves, un desconocido intentó abordar a la empleada de una Sub-Agencia de Quiniela de nuestra ciudad, pero no cumplió con su cometido.

“Estaba trabajando la empleada porque yo no estaba. Ella salió a juntar la cartelería y cuando entraba al local un desconocido quiso meterse con ella, pero pudo zafar y le cerró la puerta” manifestó Liliana, encargada de la Sub-agencia de Quiniela, ubicada en calle 25 de mayo de nuestra ciudad.

Las agencias se encuentran expuestas a estas situaciones, por ser un blanco fácil que maneja dinero durante todo el día: “Pasan y miran si hay gente o no, y cuando ven que no hay nadie, se mandan” explicó Liliana.

Liliana radico la denuncia en la comisaría local, y espera por datos fehacientes. Ya tienen indicios: “Tenemos alguna idea de quién es, porque tenemos los datos de la moto. El sábado yo estaba cerrando, y la misma moto con la persona que creemos que es, pasaron a ver quién había, pero como había movimiento en la farmacia de turno que está al lado, siguió de largo”.

Al parecer, el sospechoso se encuentra merodeando la zona en busca de posibles víctimas:
“Mi marido los siguió y les tomó la patente. Entraron a una carnicería de acá cerca. Mi marido entró con ellos y no compraron nada, se fueron, al parecer querían robar”.

Según informó Liliana, ahora la Policía se encuentra investigando el caso, con datos importantes que permitirían un próximo arresto.