POR UN REGISTRO DE VIOLADORES

La diputada Silvia De Césaris (bloque Producción y Trabajo – FPLV) volvió a insistir por estos días con su proyecto tendiente a crear un registro de violadores. La iniciativa fue presentada en 2008 y 2010, y en ambas oportunidades perdió estado parlamentario porque «ni siquiera se discutió».

La diputada volverá a ingresar a la Legislatura el proyecto de ley, que contempla crear un registro, dependiente del Ministerio de Justicia, de condenados por delitos contra la integridad sexual.

Sobre este tema habló con Sin Mordaza y dijo: «Este es un proyecto de ley que voy a presentar por tercera vez. La primera vez fue en mayo de 2008 y perdió estado parlamentario, lo volví a presentar en el 2010 y pasó lo mismo», indicó la legisladora provincial.

Consultada sobre los principales puntos que se abordan, la autora del proyecto explicó que «es una ley que prevé un registro de aquellas personas que han sido condenadas por delitos contra la integridad sexual, ya sea un abuso o una violación» y agregó que «lo más interesante de esto es que junto con la creación de este registro, que debe contener todos los datos de la investigación más fotos, huellas dactilares e información de la causa, también prevé la creación de un registro de ADN» ya que si bien «se pueden adulterar las huellas digitales u otras de las pruebas» lo que «jamás se puede adulterar el registro genético».

Por último, la diputada De Césaris, evaluó que «con todo lo que ha pasado, con lo que vemos en la ciudad de Santa Fe, donde ya ni el lugar de trabajo es seguro, espero que los diputados nos pongamos los pantalones largos y discutamos» este tema.

Recordó que la ley puede ser modificada y mejorada, y que no se trata de información de acceso libre, ya que prevé que quien quiera acceder al registro deberá fundamentar un interés legítimo. «Un juez puede darlo a la Policía o a una autoridad escolar, por ejemplo».
«Muchos dicen que es estigmatizar al victimario, pero mi posición es clara: entiendo que las cárceles no son lugares donde al delincuente se los forme para reinsertarlos en la sociedad. Pero de esto debe encargara el Estado. Yo me preocupo y ocupo por la víctima. Entiéndase: no van a haber afiches en la calle con la cara de los violadores, solo será un registro al que tendrá acceso quien compruebe su interés legítimo. Esto se ha implementado con éxito en varios países y en nuestro país en Mendoza. No es una caza de brujas, la ley esta analizada y guarda todas las formas jurídicas. Por una vez, debemos pensar en las victimas y en la inseguridad que estamos viviendo», reclamó Silvia De Césaris para finalizar.

También te podría gustar...