22 de Noviembre: Día de la Música

En el año 1594 Santa Cecilia fue nombrada patrona de la música por el Papa Gregorio XIII y, a través de los siglos, su figura ha permanecido venerada por la humanidad con ese padrinazgo. Su fiesta es el 22 de noviembre, fecha que corresponde con su nacimiento y que ha sido adoptada mundialmente como el Día de la Música. El padrinazgo de la música le fue otorgado por haber demostrado una atracción irresistible hacia los acordes melodiosos de los instrumentos. Su espíritu sensible y apasionado por este arte convirtió así su nombre en símbolo de la música.

Música, una palabra tan simple, pero que integra, creatividad, historia, sentimientos entre muchas cosas más. Es el arte que más profundo llega y a la vez requiere de mucha imaginación. Esa emoción de sentirse parte de una canción, un «tema», tocar un instrumento, simplemente componer y ser reconocido como tal, es todo una experiencia incomparable ya que ser músico es genial.

 

La música es una de las cosas más antiguas que hay en la historia de la humanidad, se dice que el 22 de noviembre fue el nacimiento de Santa Cecilia de Roma, patrona de los músicos por ende en esta fecha se conmemora el día de la música.

Hablar de música es tan universal que abarcaría tanto temas sociales como políticos o nos iríamos al ámbito psicológico, ya que influye desde que venimos al mundo.

¿Quién no tiene un niño pequeño en la familia? ¿O quizá se haya visto por video? donde al sonar alguna canción no importa genero ni autor, es allí, en donde se generan emociones o reacciones que los hacen o nos hicieron mover de alguna manera particular, saltando, corriendo, aplaudiendo quizás, cantando, todo desencadenado por una sola cosa……

A lo largo de la historia, sobre todo en las décadas del 60’, 70’. La gente, las masas estuvieron identificadas por algún grupo musical. En las distintas épocas donde la música influía mucho generando un cambio en la forma de pensar de los jóvenes, donde «ser diferentes que los adultos» era el objetivo, hippies, rockeros revolucionados por el «BOOM» de algún grupo a fines del siglo anterior.

«Yo escucho esto, me visto así….» «yo escucho esto hablo así…» «yo pienso esto, escucho a tal», reflexionemos, esta idea ¿Quien no la vivió o la escucho por ahí?, ¡identificación es música!…

Qué raro ¿no? nos dejamos llevar o cambiamos nuestro ánimo por una simple canción, donde encontramos una realidad ajena pero a la vez es por la que pasamos a veces; problemas, desamores, alegrías, amor, tristeza, odio, soledad, felicidad, una canción puede ser eso y más. Un grito de libertad, un grito de justicia, una forma de expresión todo  en unos minutos.

Eso y muchísimo más es MÚSICA, por eso este día tan especial en honor a aquellos que intentan trasmitir sus ideas, sus mensajes, su forma de vida, aquellos que nos cuentan la realidad, según ellos, que les pasa y que sienten; sin dejar de lado a los instrumentistas ¿qué no le debemos a ellos? nos volvemos locos con el comienzo o el «solo» de alguna canción preferida.

Ir al colegio escuchando música, caminar por la calles con auriculares, cantar en la ducha poniendo alguna canción con el celular o algo también fácil  simplemente sentarse a escuchar un CD o tocar un instrumento.

Invito a que cada uno reflexione, piense, reconozca y valoricé a aquel que pasa horas por día, días de la semana, meses, años, que reconozcan a aquel, ellos, aquellos o todos los que con mucho mérito llegan a hacernos sentir las sensaciones más lindas de todas.

Así es que el 22/11/12 acordémonos de esas canciones que siempre nos hacen volar a esa anécdota graciosa y conmemoremos este día tan especial siendo músicos o solo espectadores.

 

 

Fuente

También te podría gustar...