Las empresas de telefonía celular vuelven a aumentar sus tarifas entre un 9% y un 16%

Personal, Claro y Movistar anunciaron un incremento en el precio de sus servicios que va del 9 al 16%. Es el tercer ajuste en el año, lo que provocó quejas de las asociaciones de defensa al consumidor.

Las empresas proveedoras de telefonía celular aplicarán un aumento en sus tarifas que va del 9 al 16% a partir de diciembre, lo que provocó las quejas de asociaciones de defensa al consumidor.

Personal, Claro y Movistar incrementarán el precio de sus servicios entre un 9 y un 16%, ajuste que para muchos clientes es el tercero en lo que va de 2012 con un acumulado de un 30% para algunos servicios.

Claro anunció que a partir del 28 de diciembre aumentará un 16% el costo de las llamadas y los mensajes de texto prepagos. Desde ese momento el precio de cada SMS saltará de $0,60 a $0,70, y el del minuto pasará de$2,59 a $3,00.

Por su parte, Movistar informó que subirá sus tarifas del 9 al 12% a partir del 4 de diciembre para clientes prepagos y de abono, en lo que es el tercer aumento en lo que va del año, ya que en agosto sus abonos habían subido un 3,7%, y en febrero hubo subas del 8 al 12%.

Sin embargo las tarifas de Internet, los importes de recarga y las llamadas a números gratis no tendrán aumento.

En tanto, Personal ya aplica desde el 9 de octubre una suba del 9% en promedio para sus abonos. El servicio «Black Todo Incluido» pasa de $199 por mes a $229, un 15% más caro. Otros planes aumentaron un 6,7% y algunos no presentan variación. Hay casos en los que el precio del minuto pasó de $1,49 a $1,71, y el del SMSde $0,60 a $0,68. La última suba que aplicó la empresa fue en noviembre de 2011, cuando subió sus precios un 9,8%.

Ante los incrementos, la Red Argentina de Consumidores calificó a las subas como «decisiones unilaterales» y se quejó de que las compañías «hacen lo que quieren» con las tarifas.

En tanto, Héctor Polino, fundador de Consumidores Libres, sostuvo que el incremento es un «un nuevo tarifazo ante el silencio cómplice de las autoridades nacionales».

«Las empresas lo anuncian sin dar ninguna razón, y las autoridades lo toleran y admiten», se quejó Polino.

Fuente

También te podría gustar...