ESTACIONES DE SERVICIO BUSCAN REGULARIZAR SU SITUACIÓN CON LAS TARJETAS DE CRÉDITO

En los últimos días, amenazaron suspender el pago con tarjetas de crédito. Entidades que nuclean a estaciones de servicio comenzaron con un plan que comienza con una denuncia en la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia. Es porque demoran hasta 28 días en pagarles y por los altos aranceles que cobran.

“Vamos a hacer una audiencia. Estamos con 2 acciones, una vía judicial y otra administrativa, en Defensa a la Competencia, porque hay un abuso de posición dominante de parte de las tarjetas para con los contratos que tienen con nosotros, estaciones” precisó Alberto Boz, encargado de Estación Shell “Río Coronda” y Presidente de la Federación Argentina de Expendedores de Nafta del Interior (FAENI)

Por eso las entidades que nuclean a las estaciones de servicios han desplegado un plan que comienza con una denuncia contra PRISMA en la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia, junto a una demanda en el ámbito de la justicia nacional comercial y un proyecto de ley. El motivo de las presentaciones es poner fin al abuso de posición dominante que ejerce la dueña de VISA, debido a los extendidos plazos de acreditación por las ventas con tarjeta de crédito y los altos aranceles que cobra visa a las estaciones de servicio por éstas operaciones. PRISMA es la empresa más importante en el mercado de las tarjetas de débito y crédito en Argentina.

“En países como Uruguay, Colombia, Ecuador, paga a los 2 días, y acá a los 28 días, con una tasa del 1 ,5 cuando en otros lados es 0, 5. Eso pasa en países limítrofes, no estamos comparándonos con países de Europa, sino de la región” precisó Alberto.

Explicó que “ese plazo que tarda VISA en pagar las operaciones con tarjetas de crédito es 5 a 6 veces superior al que rige en la mayoría de los países de América Latina y de otras latitudes. Según estudios realizados recientemente es letal para los estacioneros argentinos cuyas ventas con tarjetas, según los casos, oscilan entre el 50% y el 70% del total”.

Alberto informó que “los recursos para hacer esta acción (de demanda) no abundan en las organizaciones, empezamos con VISA que maneja el 70% del mercado, obteniendo esto, el resto se decanta por si solo porque las otras trabajan de igual manera”

Actualmente, muchas estaciones no manejan tarjetas, porque la ecuación económica no les cierra. Muchas veces en el lapso que se da desde la venta al cobro, se produce una devaluación del peso.

Alberto Boz explicó que, además, hay una merma en la demanda de combustible, por una caída de la actividad económica en general.

También te podría gustar...