Duras críticas a la iniciativa del Gobierno de llevar internet las cárceles federales

A través de la Resolución 2183/21, el Gobierno oficializó a principio de año una inversión de $1.000.000.000 para mejorar la conectividad de las unidades del Sistema Penitenciario Federal. La iniciativa, aprobada por el Ente Nacional de Comunicaciones (ENaCom), contempla un plazo de ejecución de dos años y busca que los presos puedan “participar de audiencias con la Justicia, capacitarse y tener contacto con familiares y allegados a través de plataformas virtuales”.

El ex intendente de Santa Fe y miembro del directorio del ENaCom, José Corral, fue uno de los dos integrantes del ente que votó en contra de la medida propulsada por el Gobierno, a caballo de una política fuertemente cuestionada por referentes de la oposición.

“Mientras se sufren delitos que son organizados de las cárceles, el Ministerio de Justicia ha impulsado un plan para llevar banda ancha a las unidades penitenciarias sin siquiera aclarar para qué lo hace. Hay un argumento que apunta a poder realizar audiencias y algunos trámites judiciales, pero no hay ninguna precaución y con el antecedente de un Gobierno de haber liberado presos durante la pandemia con la excusa del coronavirus”, argumentó Corral al aire de Cadena OH!.

Por el contrario, el referente radical apuntó a la necesidad de mejorar los controles y vigilancias en las cárceles, nichos donde se ha enquistado parte del crimen organizado: “si no es limitada la comunicación a cierto tipo de internos, que constituyen verdaderas mafias, tendremos un problema. Desde el senado, Carolina Losada va a impulsar normas para que haya una clara limitación a la comunicación de los presos más peligrosos. ¿A cuántos pueblos no llega la fibra óptica y resulta que la prioridad para el kirchnerismo son las cárceles?. Entendemos que la conectividad debe llevarse primero al ámbito de la Educación, la Salud y las localidades más pequeñas”, indicó.

En tanto, Corral admitió que, para resolver la realización de las audiencias desde las mismas unidades penitenciarias, se podrían “utilizar otras tecnologías que no requieren una infraestructura tan onerosa. Además, la iniciativa plantea el contacto de los internos con familiares, por lo que nosotros nos preguntamos: ¿quiénes son los allegados de los Canteros, quiénes son los allegados de los mafiosos con los que se van a poder comunicar por teleconferencia?. Es realmente el mundo del revés”, agregó.

Fuente: Sin Mordaza

También te podría gustar...