ACCIÓN JUDICIAL FRENTE A LAS POLÉMICAS JINETEADAS

En cada fiesta patria en casi todo el territorio de la república Argentina y también en Santa Fe se hacen diferentes celebraciones con comidas típicas, música alusiva y también con algunas prácticas que, en su momento, tenían que ver con la vida en el campo y que últimamente son cuestionadas por el tema de la crueldad hacia los animales como las jineteadas y las domas que se siguen sosteniendo como tradiciones. Días atrás se conoció la noticia de que iba a estar prohibida la realización de una jineteada prevista en el marco del día de la bandera en Esperanza, producto de una acción judicial presentada por 2 abogados.

Una de las abogadas, Natalia Pallaviccini, conversó con Hora de arrancar y explicó las razones de la presentación, “Juntamente con el Dr. Domingo Rondina, abogado constitucionalista, cuando tomamos conocimiento de la jineteada en Esperanza el 19 y 20 de junio, generamos unas acciones administrativas, presentamos un reclamo previo administrativo ante la Municipalidad de Esperanza, para manifestarle que frente a ese evento no autorice. Los eventos, sean de la naturaleza que sean, siempre tienen que contar con la habilitación o la autorización municipal. Son los municipios o las comunas los que tienen esa potestad de autorizar o no autorizar”.

“No obtuvimos por esa vía ningún tipo de respuesta, por eso accionamos judicialmente y la jueza que entendió en la causa hizo una serie de diligencias previas para ver si esa actividad estaba autorizada y conocer la situación, ya que ese evento estaba organizado por unos particulares. La realidad es que hoy esa jineteada no está autorizada, no tiene la habilitación correspondiente, por tanto, no se puede hacer”, afirmó.

Asimismo, Pallaviccini expresó que están tratando de generar una serie de acciones ante municipios y comunas para empezar a desarticular y desactivar este tipo de eventos de jineteadas, “hoy ya no tienen razón de ser, me parece que con el grado de evolución y con lo que nosotros ya sabemos de los animales, tenemos una concepción de los animales en las cuales sabemos, y esto es irrefutable porque lo dice la comunidad científica, que los animales son seres que tienen conciencia, que pueden experimentar sensaciones y emociones, son seres sintientes. Deberíamos replantearnos cual es el trato y qué relación generamos con los animales”, advirtió.

“Hay muchas prácticas, con esta auto atribuida superioridad que siempre pregonamos, porque decíamos que somos los únicos en el planeta que tenemos ésto, en que nos hemos apropiado de la vida de los animales para diferentes finalidades”. En este sentido especificó “la jineteada es una actividad que le genera sufrimiento a los caballos, nosotros lo tenemos acreditado desde la ciencia veterinaria, lo hemos consultado con etólogos y veterinarios especialistas en equinos. El caballo es un animal que es de presa, a nosotros los humanos el caballo, más allá de la domesticación, nos ve como depredadores. Los animales de presa necesitan moverse en manada, son animales de huida y estas prácticas en contexto de espectáculo público, de mucha gente, de gritos, de música, de estrés muy grande que se agrava en este animal porque es de presa”.

Es así que “cuando el caballo realiza el corcoveo, sumado a las espuelas, estar sujeto a una especie de fusta, rebenque o látigo, los veterinarios nos explicaban que es porque se quiere sacar de encima al que considera que es su depredador, en este caso es el jinete”. “Estas prácticas hay que dejarlas de lado, se pueden demostrar otro tipo de habilidades o de destrezas. Hay un engaño al público, no se está amansando y domando un caballo en eso, porque es todo un montaje de un espectáculo, un circo, una especie de circo romano donde el humano se divierte, hay toda una transmisión de esta cultura patriarcal donde el hombre es el macho, dominante, el que puede someter a un animal”.

En 1954 se genera la ley 14.346 de maltrato animal, que es la ley actual que rige para todo el país. La diferencia troncal con la anterior, conocida como ley Sarmiento, es que a las conductas de maltrato y de crueldad las tipifica como delito.

Festivales de doma y folclore se realizan tradicionalmente en diferentes localidades de la Argentina. Para la abogada, esta acción sienta precedente y sostuvo que “el único antecedente en el país de presentaciones judiciales es el de Jesús María” y aclaró que hay colegas que se han puesto en contacto para trabajar esto en conjunto, para que en el país empiecen a accionar administrativa o judicialmente, de acuerdo a lo que corresponda.

Ante las repercusiones en redes sociales y el fuerte activismo que hay en defensa de los derechos de los animales, Pallaviccini reflexionó “estamos asistiendo a un fenómeno en que la sociedad en su conjunto hoy está demandando políticas éticas hacia los animales, está repudiando prácticas crueles. La sensibilidad es una característica que debe primar en el humano, con independencia de qué sector, si trabajo o no trabaja concretamente por determinadas causas”.

FUENTE: LT9

También te podría gustar...